Tras conocerse hoy, 5 de noviembre de 2018, los datos publicados por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social, Andalucía vuelve a obtener un ligero aumento en el RETA con algo más de 650 personas. Sin embargo, los datos de paro presentan la cara negativa como es habitual en esta época, aumentando en 10.854 el número de desempleados en nuestra comunidad.

En el análisis de los datos de afiliación al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos por provincias andaluzas no encontramos grandes novedades respecto al mismo periodo del pasado 2017, repitiéndose prácticamente la misma. Los mejores datos los encontramos en la provincia de Sevilla, donde el mes de octubre cierra con un saldo positivo de +793 autónomos y autónomas. Por el contrario, Cádiz (-338) y Huelva (-107) son las provincias que más trabajadores autónomos han perdido.

A pesar del leve crecimiento mensual en el RETA (un 0,12% respecto al mes anterior), nos situamos ya en un crecimiento interanual que supera el 2% (2,67%), alcanzando así la cifra de 528.470 efectivos en alta.

Para Inés Mazuela, Secretaria General de UPTA Andalucía, “tenemos que seguir trabajando para conseguir una estructura solvente y sólida que permita que el trabajo autónomo sea un trabajo digno y de calidad, ya que a pesar del crecimiento del RETA en Andalucía, son ya casi 92.000 personas las que han cesado su actividad”.

Después del gran retroceso que sufrió el RETA en los meses de julio y agosto (-2.907 autónomos y autónomas en los resultados netos), desde UPTA Andalucía valoramos de manera positiva el aumento consecutivo de autónomos en los dos últimos meses, que incluso es mayor que en 2017. Pero no podemos dejar a un lado la pérdida que se ha producido en las provincias costeras, a pesar incluso de que 2017, exceptuando los dos meses mencionados anteriormente, está resultando un año con tendencia positiva en la incorporación de afiliados y afiliadas al RETA.